Patético


 

Reproduzco integramente el artículo de César Alonso de los Rios en su habitual columna de ABC

Miércoles, 20-08-08
Las contradicciones que tiene el PSOE en Cataluña y el País Vasco son las propias del partido que defiende con éxito la fórmula de un Estado Confederal. Son las contradicciones del partido que está a la vez en el Gobierno Central y en los gobiernos de las «naciones» periféricos. Son, en definitiva, las contradicciones del que gestiona el puzle, del que ha conseguido ya en gran parte su objetivo.
¿Y el PP? Se limita a denunciar las dificultades de la estrategia de los socialistas que ellos, por otra parte, tratan de copiar. Porque el PSOE tiene los enfrentamientos internos del que ha ganado en Cataluña gracias a la defensa del Estatuto catalán hecha desde la Moncloa, y mañana tendrá unos desgarramientos parecidos cuando haga un nuevo Estatuto vasco después de ganar las próximas elecciones vascas.
El PP tendría razón en sus críticas al PSOE si hiciera estas desde una concepción unitaria (no unitarista) de España, porque, al hacerlo, estaría marcando una estrategia distinta y alternativa. El inmenso error de Rajoy es denunciar las contradicciones de un modelo al que él también aspira. Lo que es un disparate especialmente patético porque es doble: se hace desde la negación de su propia condición como partido nacional, defensor de la idea histórica de España y, además, se hace desde la imposibilidad: en Cataluña «realmente» no existe y en el País Vasco no es aceptado como parte del juego político. En Cataluña sigue la condena del Pacto del Tinell y en el País Vasco está extrañado no sólo por los nacionalistas sino por los socialistas (Elorza dixit). Por todo esto, yo decía en esta columna hace unos días que el PP es una caricatura del PSOE. Patética, añado hoy. No de otro modo pueden calificarse las palabras de Cospedal al proclamar la voluntad del PP al llamar a la puerta de los nacionalistas. O de Rajoy, al anunciar posibles pactos de gobierno con el BNG, mientras prepara una ley de defensa del castellano.
Las contradicciones de los socialistas lo son desde el ejercicio del poder en esta España confederalmente imposible. Las de los «populares» son mentales. ¿Puede haber algo más patético?
Que a estas alturas del partido, el PP de Rajoy no tenga claro la política territorial para España es mucho mas que patético, es peligrosísimo. Rajoy, como buen político profesional, está dispuesto a cualquier cosa con tal de conseguir el poder. En riesgo, la unidad y solidaridad de España

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s